¿Por qué boicotear las elecciones? -Tjen Folket, Servir al Pueblo, Noruega-

La Red de Blog Comunistas (RBC) ha decidido traducir al castellano y publicar el siguiente articulo del Partido Comunista de Noruega, Tjen Folket -Servir al Pueblo-, donde se exponen sus razones por las que los comunistas no han de participar en las elecciones burguesas porque en realidad en ellas no se decide realmente nada y, sobre todo, porque en las circunstancias actuales no sirve a los intereses revolucionarios de la clase trabajadora.

“Nuestro boicot se basa en un análisis de nuestras fuerzas, del estado actual, de la situación de hoy de la lucha de clases. No actuamos de manera dogmática, sino que tratamos de delinear una táctica para hoy que sirva a nuestra estrategia a largo plazo”

El formato del artículo es el de ir respondiendo a todas las preguntas y críticas que les han hecho ante esta decisión de boicotear las elecciones burguesas

 
***
 

¿POR QUÉ BOICOTEAR LAS ELECCIONES? 

Cuando presentamos el tema, recibimos muchas preguntas. Por eso estamos felices, porque nos gusta la discusión. A continuación hay catorce preguntas y críticas comunes de las que tenemos conocimiento, y algunos de nuestros intentos de dar una breve respuesta

1. ¿Por qué el boicot a las elecciones?


Hay tres principales razones:

1. Elige la rebelión y el socialismo. El camino hacia un estado donde la clase obrera está en el poder es la revolución, no las elecciones dentro del viejo estado.

2. Ni un solo voto para los partidos de guerra. No habrá gobierno sin partidos de guerra después de las elecciones. Ningún partido en las elecciones tiene una postura sin compromiso firme contra las guerras y los partidos de guerra de Noruega.

3. No importa lo que votes. Todas las cuestiones importantes son decididas por algo completamente diferente a las elecciones.

2.¿Por qué no participa Tjen Folket en las elecciones?

Los comunistas pueden presentarse a las elecciones, pero solo si hacerlo sirve a nuestra lucha. Trabajamos para construir un verdadero partido comunista para dar la batalla, no un partido electoral burgués ordinario. Esta es nuestra tarea más importante. Convertirse en parte del circo electoral sería salirnos de este camino.

En los últimos cien años, los comunistas europeos se han dejado atrapar por los circos electorales y el parlamentarismo. El resultado ha sido decepcionante. No hay victorias, solo derrotas y rendiciones, ese es el resumen. Los partidos que han obtenido importantes resultados en las elecciones han sido integrados en el sistema. Se convirtieron en parte del estado, en siervos del poder. Se transformaron en enemigos del pueblo, en lugar de ser siervos del pueblo.

Este es el camino que tomaron, por ejemplo, Arbeiderpartiet (El Partido Laborista), NKP (Partido Comunista de Noruega), SV (Partido de Izquierda Socialista), AKP (Rødt) (El Partido Comunista Obrero – Partido Rojo) en este país. No recorreremos el mismo viejo camino por el fango del parlamentarismo burgués.

3. ¿Qué sucede si todos boicotean las elecciones?

En sí mismo, esto no cambiará nada. Y tampoco va a pasar. Pero si sucediera hipotéticamente, el estado podría continuar como hasta ahora sin un solo político. No son los políticos quienes deciden, sino la clase capitalista quien lo hace. Y no son los políticos los que administran, sino los burócratas quienes lo hacen. Muchos países europeos han continuado igual que antes y durante meses y años sin un gobierno, por ejemplo, España, Holanda y Bélgica

Pero cuando las personas boicotean si que toman una decisión que puede cambiar su mentalidad, lo que a su vez puede cambiar la mentalidad de otras personas. Están socavando la confianza en el sistema. Muestra que los políticos no dan ninguna confianza. Permite que más personas se atrevan a cuestionar todo el sistema podrido. Por lo tanto, apunta, en sí mismo, a otro sistema.

Crear comunismo no es solo organizar una alternativa. También requiere la destrucción del sistema existente. Socavar la legitimidad de las elecciones del enemigo, es un paso en la estrategia que lleva a destruir todo este sistema.

4. Si toda la izquierda hace boicot seguramente la derecha ganará

En primer lugar, no somos parte de la “izquierda”. La “izquierda” tiene sillas en el parlamento y en las direcciones de los ayuntamientos de las ciudades. Proponen un poco más de impuestos y un poco más de bienestar, pero aparte de eso, son lo mismo que el lado derecho. Independientemente del color, los partidos son muy similares. Tendremos gobiernos de Høyre (Partido de Derecha) o de AP (Partido Laborista). Y los dos son tan similares que es difícil ver la diferencia, incluso en la teoría.

Independientemente de quién gane, la clase trabajadora perderá. Los pobres del mundo perderán, la paz perderá, el medio ambiente perderá. Y cuanto más tiempo la gente crea que tiene que elegir entre derecha o izquierda, así más tiempo el capital tomará todas las decisiones importantes por nosotros.

5. Si boicoteas, ¡eres un tonto útil para la derecha política!

En nuestra opinión, esta idea no tiene lógica. No debemos nada a nadie para tener que darles sí o sí nuestro apoyo. El Partido Laborista ha enviado bombarderos contra las personas más empobrecidas del mundo. Nos negamos a ser un tonto útil para sostener las guerras contra los más pobres del mundo. Y nos negamos a apoyar a los pequeños socios del Partido Laborista, como son el Partido de Izquierda Socialista y el Partido Rojo.

Los verdaderos tontos útiles son los izquierdistas que creen en el sistema, que critican el racismo y la guerra, pero terminan apoyando a los gobiernos que son tan racistas y belicistas como cualquier gobierno del Partido de Derechas o FRP (el Partido del Progreso).

Aquellos que argumentan esto, están sosteniendo el brutal abuso en contra la supervivencia de la tierra. Se están asegurando de que el sistema continúe la destrucción masiva que estamos viendo ante nosotros.

6.¿Por qué no puedes votar por el Partido Rojo?

La dirección del Partido Rojo se esfuerza continuamente en eliminar todo lo que recuerde al comunismo de su programa y de la forma en que el Partido Rojo se organiza a sí mismo. Han expulsado a un gran número de comunistas del partido y están difamando la historia del socialismo. Ningún comunista puede contribuir a algo así.

El Partido Rojo también ha elegido convertirse en un nuevo SV. En lugar de luchar contra el AP, el partido de guerra, prometen apoyo a sus gobiernos. Han elegido una estrategia que permite al Partido Rojo convertirse en un partido parlamentario, estrategia con la que nunca podrá tocarle un pelo al capitalismo.

Son parte de la mayoría “rojo-verde” en el ayuntamiento de Oslo (capital) y este es su deseo y estrategia para el futuro también. Esto no conduce a la lucha revolucionaria, sino que, al contrario,la sofoca y hace que el Partido Rojo sea en realidad una parte bien integrada en el sistema que queremos aplastar.

7. ¿Por qué están tirando sus votos a la basura?

Todos los votos en estas elecciones son un desperdicio. El poder real lo tiene la clase dominante. El verdadero poder de la gente está en las calles y en la organización popular. El hacer uso de su voto es una pérdida de tiempo. Uno debería, más bien, aprovecharlo en el activismo político.

8. ¿Por qué quieren que las personas sean pasivas?

No queremos en absoluto que la gente sea pasiva. Nosotros mismos somos muy activos y deseamos que muchas más personas se unan a nosotros. Y también nos alegramos cuando son activas en una buena causa fuera de nuestra organización.

Sin embargo, nuestra opinión es que es mejor que la gente no se preocupe en fomentar el apoyo en los partidos ni la creencia en el sistema, participando en el circo electoral.

9. ¿Por qué no votar en blanco?

No decimos que la gente no debería votar en blanco. La gente puede hacer eso si es lo que quiere. Esta no es una cuestión importante para nosotros, pues no hay ninguna diferencia en realidad.


10. Si no votas, ¡no tienes derecho a quejarte!

Nuestra opinión es, por el contrario, que aquellos que no votan tienen el mayor motivo para quejarse. El acto de no votar es en realidad una queja en sí misma. Es una queja contra los partidos y sus elecciones, es una queja contra su estado. Significa que no es nuestro estado, ni son nuestras elecciones y que tenemos toda la razón en quejarnos del capitalismo y de las horribles consecuencias que este sistema tiene para las masas populares del mundo y sobre el medio ambiente.

11. Si votar no tiene ningún sentido, ¿se podría votar a alguna de las alternativas que son menos malas?

Tenemos una posición clara al no votar. No deseamos apoyar a ningún partido. Todos son partidos que quieren administrar el capitalismo en nombre de la clase capitalista. Les decimos no a todos ellos, para dejar clara nuestra posición en contra del sistema.

12. Al elegir entre la peste y la cólera, ¿la cólera es un poco mejor que la peste?

Elegir entre la enfermedad menos grave puede parecer lógico, a corto plazo. Pero a la larga, debilita el sistema inmunitario y hace que las personas sean más susceptibles a enfermedades más serias. Rechazar el menor de los males nos obliga a trabajar en el antídoto que podría curar el verdadero problema; el capitalismo.

13. ¿Cuál es entonces la alternativa?

La alternativa es un nuevo estado en lugar del viejo. Es dar todo el poder al pueblo, en lugar del “todo el poder en esta cámara”, como dicen en el parlamento noruego. La alternativa es que la clase trabajadora se organice a sí misma como una nueva clase dominante, en lugar de que sea la clase minoritaria que está formada por parásitos la que detenta el poder hoy. La alternativa es el poder rojo contra el poder burgués; la alternativa es revolución, socialismo y comunismo. La alternativa es organizarse, unirse a nosotros, luchar contra el sistema y enfrentarse a todos sus trucos y charlatanes políticos.

14. Pero Lenin dijo…

Algunos comunistas usan el libro de Lenin «Radicalismo» (se refieren a lo que de forma errónea se suele traducir en ocasiones como “izquierdismo”: El izquierdismo, enfermedad infantil del comunismo) contra nuestra campaña de boicot. Dicen que es negativo boicotear en este momento, porque Lenin, en este libro, escribe contra los radicales (los comunistas de “izquierda”) y sus principios opuestos a la participación en las elecciones burguesas.

Podemos responder en algunos puntos con respecto a esto:

1. La opinión de Lenin era que la participación en las elecciones era una táctica que uno podía usar o no usar. Si uno debe participar o no lo debe decidir sobre la base de un análisis de la situación.

2. Muchos comunistas han usado a Lenin para legitimar la participación en las elecciones como un dogma. No llegan a ningún análisis concreto de sus propias fuerzas y de la situación en la sociedad, sino que, de antemano, deciden que es correcto participar en las elecciones, porque «Lenin dijo …».

3. Nuestro boicot se basa en un análisis de nuestras fuerzas, del estado actual, de la situación de hoy de la lucha de clases. No actuamos de manera dogmática, sino que tratamos de delinear una táctica para hoy que sirva a nuestra estrategia a largo plazo.

4. Nuestro boicot también se basa en un cierto resumen de los 100 años que han transcurrido desde que Lenin escribió el texto mencionado. Podemos ver que durante estos 100 años los partidos laboristas, y una serie de partidos comunistas, especialmente en Europa, se han convertido en partes integrantes en el sistema burgués, a través de su praxis parlamentaria y legalista.

5. En opinión de Lenin, la participación en las elecciones era, pues, una táctica, y no un principio. Si la táctica debe ser usada o no, debe decidirse sobre la base de las ventajas y desventajas de su uso. La situación actual nos ofrece oportunidades completamente diferentes, por ejemplo, difundir el mensaje sin «usar el parlamento como un atril», como lo defendía Lenin. En segundo lugar, la táctica debe tener en cuenta en qué servirá a la estrategia a largo plazo. No vemos donde está la ventaja hoy en participar en el circo electoral, que esto sea la mejor forma de utilizar nuestras fuerzas para construir la organización y la mentalidad que necesitamos para hacer la revolución.

¿Tiene más preguntas u objeciones? ¡Envíanoslas y te responderemos!

https://tjen-folket.no/sentralt/view/12421
Traducido al castellano desde Redspark. http://www.redspark.nu/en/imperialist-states/norway-why-boycott-the-election/

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s